Trump: Para enjuiciar a los inmigrantes, “hay que quitarles los niños”

El presidente Donald Trump defendió el pasado martes la política de “cero tolerancia” que lleva a que miles de familias migrantes se dividan en la frontera con Estados Unidos como la única forma efectiva de luchar contra la inmigración ilegal. “No quiero que los niños sean separados de sus padres (…), cuando se enjuicia a los padres por entrar ilegalmente, como debería suceder, hay que llevarse a los niños”, dijo durante en una reunión de propietarios de pequeñas empresas.

“No tenemos que enjuiciarlos, pero entonces no los estamos procesando por entrar ilegalmente. Eso no es bueno”, advirtió. Funcionarios estadounidenses aseguran que más de 2.300 niños han sido separados de sus padres o tutores desde principios de mayo, cuando el gobierno anunció su presión para arrestar y acusar a cualquiera que cruce ilegalmente la frontera entre Estados Unidos y México, independientemente de si estaban buscando asilo. Como los niños no pueden ser enviados a las instalaciones donde están sus padres, están separados de ellos.

Un coro de críticos -grupos de derechos humanos, evangélicos cristianos, ex-primeras damas estadounidenses, e incluso algunos dentro del propio partido republicano del Presidente- están exigiendo el fin inmediato de las separaciones familiares, pero un Trump desafiante ha prometido que Estados Unidos no se convertirá en un “campamento de migrantes”. “No queremos que las personas entren masivamente a nuestro país (…) en última instancia queremos un sistema basado en el mérito, en el que las personas puedan venir basado en el mérito”, sentenció.

Más información en La Voz de América

Loading...